Un mundo de sueños en el cielo

IRUYA, Salta, Argentina, 02/10/20.- Atardece y las nubes se muestran de pronto fascinantes. Observarlas es quedar hipnotizados mientras allá sucede algo tal vez espantoso. Una tragedia se desarrolla silenciosa ante nuestra atónita mirada, terrible, atractiva y pavorosa a la vez. Ocurre algo siniestro, implacable, inexorable, lejano pero inquietantemente cercano a la vez. Fuerzas poderosas se manifiestan sin que atinemos casi a respirar. ¿Somos observadores o somos observados?
Se ve una figura gigantesca, vaporosa pero contundente. Un brazo extendido en forma de garfio nos quiere indicar algo incomprensible. Instantáneamente el garfio es ahora la cabeza de un ave rapaz inmortal que apunta con su pico hacia abajo. Y esa es su señal. Ante nuestra silenciosa mirada, todo va cambiando, en una mutación que tiene algo casi sobrecogedor.
Y en lo que parecen instantes, todo de pronto desaparece para volver a lo que llamamos normalidad. (Ph: Pablo Harvey).

2 comentarios sobre «Un mundo de sueños en el cielo»

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: